Kite Buggy, los bólidos de la tracción

Kite Buggy - imagen cortesía de Stefan Berkner - Flickr Creative Commons

SIENTE LA POTENCIA DE LA TRACCIÓN A BORDO DE UN BUGGY.

eeeEl Kite Buggy, es otro de los deportes de tracción que, aunque tiene unos orígenes relativamente recientes, poco a poco va ganando adeptos y popularidad en todo el mundo. Para encontrar el origen de esta disciplina deportiva hay que remontarse cerca de 30 años atrás, a principios de la década de los 80, en el pasado siglo XX. El neozelandés Peter Lynn es considerado como el “padre” de esta disciplina.

Estos buggies son los “fórmula 1” de la tracción. A bordo de ellos se pueden llegar a alcanzar velocidades ciertamente elevadas.

BLOKART, EL ORIGEN

El origen de esta disciplina bien podemos encontrarlo en la adaptación y evolución de otra preexistente, el Blokart o “carrovela”.

Blokart - imagen cortesía de Paul from www.Castaways.com.au - Flickr Creative Commons

Del Blokart se tomaron los buggies, se eliminaron las velas como fuente de empuje y se sustituyeron por cometas de tracción, llegando así a lo que hoy conocemos como Kite Buggy.

La FISLY (federación internacional de carrovelas), distingue diversas categorías dentro de estos vehículos a la hora de organizar las distintas competiciones, constituyendo el Kite Buggy la última de ellas, la clase 8.

La particularidad de todos estos vehículos, tanto los arrastrados por velas, como los arrastrados por cometas de tracción (que se suelen llamar también “velas” de tracción), es que pueden ir al doble, triple o cuádruple de la velocidad del viento real, dado que a esta velocidad real se suma progresivamente la velocidad del propio vehículo, una vez comienza a desplazarse, dando como resultado lo que se conoce como velocidad de viento aparente. Como curiosidad, el récord actual de velocidad en tierra a bordo de un carrovela lo ostenta el piloto e ingeniero Richard Jenkins, quien alcanzó 202,9 Km/h en al año 2009 en California, a bordo del “Greenbird”.

KITE BUGGY, UNA NUEVA MODALIDAD

Competición-de-Kite-Buggy-imagen-cortesía-de-philippematon-Flickr-Creative-Commons

El Kite Buggy (también conocido como Parakart) es por tanto una modalidad deportiva que consiste en el uso de una cometa de tracción para desplazarse en tierra, montado en un buggy o kart de tres ruedas, aprovechando la fuerza del viento.

Para desplazarse de esta manera se siguen los principios de la navegación a vela en el agua y se ponen en práctica conceptos y maniobras muy similares a las empleadas en el medio acuático. Seguir rumbos de ceñida, de través, de largo o de empopada, realizar maniobras como puede ser orzar, cortar o trasluchar, son algunos ejemplos de elementos de la navegación a vela tradicional trasladados a la navegación en tierra sobre estos vehículos.

MATERIAL EMPLEADO EN EL KITE BUGGY

Dos son los elementos básicos y fundamentales para la práctica de esta actividad: el Buggy y la Cometa de Tracción, pero existen otros elementos de equipamiento del piloto, fundamentalmente de seguridad tales como el casco y el arnés, que no deben descuidarse ni pasarse por alto.

Piloto-de-Kite-Buggy-imagen-cortesía-de-mikebaird-Flickr-Creative-Commons

En ésta, como en tantas otras disciplinas deportivas, la seguridad es un requisito previo innegociable si queremos disfrutar con todas las garantías de estas experiencias.

El Buggy

Como he comentado, el buggy corresponde a la clase 8 dentro de los carrovelas. El buggy no es ni más ni menos que una estructura en forma de triciclo que integra un armazón rígido compuesto por un eje trasero con dos ruedas, un asiento intermedio y una horquilla de dirección, en la parte delantera, que incorpora la tercera rueda.

Su peso es variable según los modelos, si bien suele oscilar entre 10 y 60 kgs. También lo son sus dimensiones. Existen buggies de estilo libre o “freestyle” que suelen ser muy ligeros y con ejes traseros estrechos, permitiendo así realizar maniobras más ágiles como giros cerrados e incluso saltos. Por contra, los buggies destinados a la velocidad suelen ser algo más pesados y con ejes traseros bastante anchos, con lo que se consigue una mayor estabilidad.

La Cometa de Tracción

En cuanto a las cometas empleadas, existe un gran abanico. Se puede practicar Kite Buggy con cometas tipo NASA, o con Deltas de Tracción, pero sin duda alguna las más empleadas y las que mejor se adaptan a esta disciplina son las cometas tipo Foil de 4 líneas, las reinas del Kite Buggy. Estas últimas, permiten realizar maniobras más complejas y modular mejor la tracción necesaria en cada momento, puesto que al disponer de dos líneas que actúan como freno permiten regular la potencia con mayor facilidad.

Es importante que las líneas de las cometas empleadas en la práctica de Kite Buggy sean muy resistentes, tal vez más que en otras disciplinas de tracción, puesto que el peso del buggy es mayor que el de un mountainboard o una tabla para kitesurf y por tanto la tracción necesaria para desplazarse y la fuerza a la que deberán hacer frente las líneas también lo será.

En cuanto a los mandos empleados para pilotar las cometas en el Kite Buggy lo más frecuente suele ser utilizar mandos tipo “plátano” en vez de las barras con algún tipo de sistema “depower” que se usan más habitualmente en el kitesurf.

En otra entrada del blog hablo con mayor profundidad sobre las cometas de tracción y los distintos tipos existentes. Si quieres profundizar algo más en su conocimiento, puedes hacer clic aquí.

El Casco

El casco es un elemento de seguridad indispensable con independencia del nivel del piloto. De hecho, en competición, son obligatorios.

En este deporte se llegan a alcanzar altas velocidades. La existencia de rachas de viento, los accidentes e irregularidades del terreno, o la inexperiencia del propio piloto pueden ocasionar que éste salga en algún momento despedido del buggy, siendo arrastrado por la cometa, o bien que el buggy vuelque yu caiga sobre la cabeza del piloto. Para que estas eventualidades queden tan sólo en un susto es necesario no descuidar las medidas de seguridad y, entre ellas, el uso del casco es la primera y fundamental.

El arnés

Para un principiante, llevar la cometa sujeta al cuerpo puede resultar un peligro y no es recomendable el uso de arnés, pues puede incrementar la gravedad de un accidente si el piloto no sabe liberarse con facilidad de la cometa.

En cuanto se alcanza un cierto nivel y experiencia es un elemento muy empleado, ya que permite descansar los brazos, así como contener y controlar mejor la potencia de la cometa una vez se dominan ciertas técnicas.

¿DÓNDE RODAR?

Las playas suelen ser los lugares donde habitualmente se practica el Kite Buggy, aunque también se practica en zonas de interior, para lo que se habilitan campas y otros espacios abiertos y sin obstáculos.

Kite Buggy en la Playa - imagen cortesía de Stuart Grout - Flickr Creative Commons

Las playas son en principio lugares idóneos, puesto que, en general, suelen carecer de obstáculos, el terreno suele presentar menos irregularidades y el viento suele ser más estable. En zonas de interior no se dan estas condiciones con tanta facilidad.

REFERENCIAS Y SITIOS WEB EXTERNOS

Para quienes quieran ampliar los conocimientos sobre esta disciplina dejo, a continuación, una serie de enlaces a otros sitios web relaccionados con el Kite Buggy.

  • www.aekb.es – Asociación española de kite buggy
  • www.fisly.org – Federación internacional de carrovela (web en inglés)

Espero que la información contenida aquí, haya resultado de vuestro interés y utilidad y que si deseáis hacer algún tipo de comentario o sugerencia empleéis el formulario para comentarios que se encuentra al pie de esta página. Un saludo a todos.

Tagged , , , , . Bookmark the permalink.

3 Responses to Kite Buggy, los bólidos de la tracción

  1. Pingback: Deportes de TRACCIÓN de la A a la Z, 02 - B - ACTIVA-t:

  2. Pingback: Landboarding "a fondo" - ACTIVA-t:

  3. Pingback: Kite Skating, otra forma de patinar en línea - ACTIVA-t:

Deja tu Comentario