Deportes de Tracción, conceptos generales

ALGUNAS GENERALIDADES SOBRE DEPORTES DE TRACCIÓN.

Como ya he comentado en otras secciones y apartados de este sitio web, los deportes de tracción tienen todos en común una cosa: en todos ellos, por lo general, se emplea una cometa de tracción como medio de arrastre.

Cometas de Tracción

(nota.- disciplinas como el esquí acuático o el cable ski, pueden en cierto modo considerarse también como deportes de tracción, aunque aquí por el momento no voy a encuadrarlas en esta categoría y me voy a centrar en aquellas disciplinas en las que se emplean exclusivamente cometas de tracción)

Sobre las Cometas de Tracción

Las cometas empleadas en todos estos deportes son muy similares y la técnica para su manejo también lo es, si bien existen ciertas particularidades en cuanto a las cometas en relación a cada modalidad, al margen de las particularidades derivadas del soporte elegido sobre el que deslizarse en cada una de ellas.

Como en el sitio web de ExperienciasActivas.com voy a centrarme fundamentalmente en tres de las posibles disciplinas dentro de los deportes de tracción, voy a pasar a desglosar las particularidades de las cometas empleadas en cada una de ellas. Estas tres disciplinas son: Kite Skating, Kitesurf y Kite Buggy.

¿Dos o Cuatro Líneas?

Existen cometas de dos y de cuatro líneas. La diferencia fundamental entre unas y otras es que en las de cuatro líneas dos de ellas actúan como “frenos”, permitiendo variar el ángulo de ataque de la cometa, modulando así la tracción ejercida por ella además de permitir realizar maniobras más radicales. Las de dos líneas, por contra, no disponen de “frenos” pero resultan más sencillas de manejar por un principiante y son ideales para iniciarse y comenzar a asimilar conceptos que luego se pueden trasladar a las de cuatro líneas.

En el Kite Skating pueden emplearse cometas de dos líneas, tanto para iniciarse como para entrenar su vuelo si bien, una vez iniciados, es recomendable emplear cometas de cuatro líneas.

Cometa de Tracción de dos líneas

En el Kitesurf sólo se suelen emplear cometas de dos líneas como “trainers”, es decir cometas para entrenar en tierra. Para deslizarse sobre el agua se emplean por lo general cometas de cuatro líneas, dado que resulta imprescindible poder controlar la tracción con mayor seguridad.

Cometa de Tracción con cuatro líneas

 En el Kite Buggy, se suelen emplear cometas de cierto tamaño (mayores que las empleadas en Kite Skating, por ejemplo), dado que es necesario arrastrar un peso mayor al incluirse el buggy. En cometas de cierto tamaño y gran poder de tracción resulta igualmente casi imprescindible poder variar a conveniencia dicha tracción en función de las circunstancias de viento en cada momento, por lo que resultan también las más indicadas para esta disciplina. Las cometas de dos líneas resultan además menos indicadas en el Kite Buggy porque no permiten ángulos de ceñida tan grandes como las de cuatro líneas y por tanto desplazarse en contra del viento resulta más difícil.

¿Sistema de Manejo?

Mandos tipo cinta de una cometa de tracción

Las cometas más sencillas, de poca superficie y dos líneas, suelen disponer de mandos tipo cintas o asideros de tela, los más básicos. Por otro lado las cometas de cuatro líneas disponen de sistemas de manejo más sofisticados, entre los que se encuentran fundamentalmente los mandos tipo “plátano” (uno para cada mano) o las barras de pilotaje.

Mandos tipo plátano de una cometa de tracción

Las barras de pilotaje permiten además incorporar sistemas como el crossover que facilitan todavía más las maniobras, permitiendo maniobras mucho más rápidas aún que con los mandos tipo plátano, así como sujetar en momentos puntuales la cometa con una sola mano.

Barra de pilotaje de una cometa de tracción

En el Kite Skating conviene emplear mandos tipo “plátano” o barras de pilotaje en cuanto se disponga de un cierto nivel, puesto que las cometas que podamos manejar con mandos tipo cinta generarán excasa tracción y por tanto la experiencia no será demasiado satisfactoria.

En el Kitesurf se emplean casi exclusivamente las barras de pilotaje, ya que aunan en ellas seguridad y manejabilidad.

En el Kite Buggy se emplean los mandos tipo “plátano”, que permiten un control suficiente de la cometa y al tiempo una posición más cómoda y compatible con la postura adoptada al ir sentado en el buggy y no de pie.

¿Qué sistemas de Seguridad utilizar?

Según el tipo de cometa empleada, existen distintos sistemas de seguridad, activos y pasivos, que permiten que la cometa pierda tracción en caso de pérdida de control o ante una racha de viento o cualquier otro imprevisto. Entre ellos están los kitekillers y los leash.

Leash de seguridad unidos a unos mandos tipo plátano

Una cometa pequeña, de dos líneas y escasa tracción, puede ser controlada con unos sencillos mandos del tipo cinta y no necesitar sistema de seguridad alguno, pues ante un imprevisto no se produce mayor accidente que el hecho de que la cometa se enrede, caiga y deje de volar. En cuanto la cometa dispone de mayor superficie y mayor capacidad de tracción puede llegar a arrastrarnos en caso de perder su control y por tanto se hace necesario un sistema de seguridad que actúe evitándolo por sí solo. Para estos casos están diseñados sistemas como el leash de seguridad, un cabo elástico que suele ir atado a una de las muñecas y que ante un imprevisto permite poder soltar los mandos (para que la cometa nos deje de arrastrar) sin perder la cometa. Suele ser el sistema de seguridad habitual en cometas de dos líneas con barra de pilotaje (trainers y similares). Es el sistema que puede emplearse en la práctica de Kite Skating en un nivel medio.

Sistema Kite killer instalado en una barra

Por último encontramos los kitekillers, otro tipo de sistema de seguridad pensado para las cometas de 4 líneas y de gran capacidad de tracción. Estos sistemas, similares a los leash, pero, en vez de sujetar únicamente uno de los exremos de la barra de pilotaje, van conectados a las líneas de freno de la cometa de distinta manera, según se emplee barra o mandos tipo “plátano”. Los kitekillers permiten que ante un imprevisto, al soltar los mandos de la cometa esta no sólo no se pierda sino que se frene por completo perdiendo toda la tracción. Los kitekillers son el sistema de seguridad más apropiado tanto para el Kitesurf como para el Kite Buggy, pues para su práctia es necesaria por lo general una mayor tracción y por tanto un sistema de seguridad más avanzado.

¿Hinchables o no?

Las cometas hinchables o LEI (siglas de Leading Edge Inflatable), es decir aquellas que poseen una “estructura” que se hincha mediante una bomba, para conferirles cierta forma y rigidez, son las apropiadas para la práctica de kitesurf, puesto que en caso de caer al agua, la cometa flota y de otra manera sería muy difícil su recuperación.

Cometa hinchable para Kite Surf

Para el Kite Skating y para el Kite Buggy no se emplean cometas hinchables puesto que, entre otras cosas, al desarrollarse estas actividades en tierra, al caer se pincharían con facilidad.

Cometa inflable tipo Foil

Ojo, no deben confundirse las cometas hinchables con las cometas inflables tipo foil (compuestas de más de un paño), es decir aquellas que se inflan con el propio viento, para conseguir así su forma característica de ala sin necesidad de estrucrura alguna. Este tipo de cometas que son aptas y frecuentemente empleadas en Kite Skating y Kite Buggy, no son aptas para el Kitesurf, puesto que en caso de caer al agua se inundarían a través de las bocas dispuestas en el borde de ataque para inflarse con el viento y por tanto se hundirían irremediablemente.

¿Que superficie de Cometa es la adecuada?

Esta es la eterna pregunta. De forma general hay que decir que la elección del tamaño depende de dos factores combinados, el peso que va a ser arrastrado y la intensidad o fuerza del viento reinante en cada caso concreto.

Para una combinación Piloto ligero y Vientos fuertes, lo ideal son cometas pequeñas.

Para una combinación Piloto Pesado y Vientos débiles, lo adecuado son cometas mayores.

A título orientativo, podría decirse que una persona de unos 50 kg. con un viento de unos 30 Km/h. fácilmente obtendría tracción con una cometa de 1.5 m². A partir de esta referencia la superficie variaría de forma directamente proporcional al peso a arrastrar y de forma inversamente proporcional a la fuerza del viento.

Esta tabla podría servir de orientación para la práctica del Kite Buggy:

Tabla orientativa de superficies de cometas para Kite Buggy

(nota.- la intensidad del viento está medida en la escala de Beaufort)

¿Qué Accesorios son Recomendables?

Al margen de los patines, la tabla o el buggy, lo que nunca debe olvidarse son las oportunas protecciones, en especial para la práctica del Kite Skating (casco, rodilleras y coderas) y el Kite Buggy (casco).

Arneses para emplear con Cometas de Tracción

En el Kitesurf no se emplean protecciones, aunque sí se emplea un accesorio fundamental que es el arnés, que junto al cabo de arnés y un gancho o polea, permite conectar la cometa al propio cuerpo, por lo que también resulta de utilidad y es empleado en Kite Buggy.

Comments are closed.